jueves, 8 de diciembre de 2016

¡Feliz Navidad!

Sí: ¡Feliz navidad a todos! Estos son días de buenos deseos y mejores intenciones. Es posible que muchos ya hayan olvidado el objetivo de esta celebración, pues en este mundo moderno y científico, lleno de ordenadores y de progresos, muchos no quieren o no encuentran espacio para dios. Y la Navidad es eso: la buena noticia de que Dios está con nosotros. ¡Hay que ver el valor de Dios!: abajarse hasta convertirse en un hombre, nacido de mujer, débil en esa cuna improvisada, aprendiendo el duro oficio de la humanidad, a vivir, a sentir como hombre y a morir como hombre. Estos días no son sólo para regalar, fiestar, como dicen algunos "navidear"...estos días son para compartir el amor que Jesús nos regaló, para amar y ser amados, para perdonar y ser perdonados. Son días para abrir el corazón.

No se por qué las entradas anteriores no salieron, las había acumulado y programado, pero parece que aún no domino esto de las entradas. Bueno, de todas formas, hoy la entrada es navideña: voy a enseñar algunas cosillas que he ido haciendo por amor a la Navidad, al nacimiento del Niño Jesús. 

video


Hice este pequeño vídeo para no tener que enseñar los trabajos por separado, así hay una idea global. El farolillo fue una idea que encontré en Internet, es laborioso pero el restado es muy bonito. Los álbumes son pequeños y sencillos y las tarjetas me han gustado mucho hacerlas. Espero que les gusten.